¿Qué es la sublimación inversa? Mejor ejemplo


Como su nombre lo indica y según la Wikipedia, la sublimación inversa, es el fenómeno contrario a la sublimación, ya que no se parte de un sólido que se evapora, sino de un gas que se congela o se solidifica sin pasar por la fase líquida.

El proceso de la sublimación inversa

La sublimacion inversa es un proceso exotérmico, es decir que, es una reacción que libera energía del sistema a su entorno. Las partículas de gas intercambian calor con la superficie más fría o gélida, por lo que se tornan más lentas y poco a poco se van formando los primeros núcleos cristalinos.

Sobre estos núcleos, más fríos que el gas circundante, comienzan a depositarse otras partículas, las cuales se incorporan a su estructura. De esta forma, el resultado de la sublimación inversa es la formación de una capa de cristales o de sólido.

Podemos decir entonces que la definición de sublimacion inversa es la cristalización, es decir, es el cambio de la materia del estado gaseoso al estado sólido de manera directa, sin pasar por el estado líquido.

Ejemplos de sublimación inversa

Formación de escarcha: La escarcha se alberga en las paredes de algunos refrigeradores. De igual manera, estos cristales se observan en la naturaleza, en el suelo, es decir, la cristalización o sublimación, no cae del cielo como la nieve.

Cerveza de novia

Cuando una cerveza está muy fría y sale del refrigerador, el cristal de su botella se recubre de blanco, se dice que está vestida de novia. Los ejemplos de sublimación o deposición (cambio de estado) son variados: A una temperatura adecuada, el arsénico se sublima de sólido a gaseoso.

Sobre campos de nieve, cuando hay un sol fuerte pero la temperatura es muy baja, es posible ver cómo el hielo se vaporiza sin pasar por la fase líquida. Así que las imágenes de sublimación inversa, las encontramos en diferentes escenarios de manera natural y sin notarlo.

La sublimación inversa en las artes gráficas

En artes gráficas, la sublimación es una técnica de impresión, que da excelentes resultados y gran calidad. Para sublimar un producto, se imprimen las imágenes, textos o combinación de ambas, en un papel especial de sublimación que está diseñado para que la tinta se fije en él, pero sin absorberla.

Luego de la impresión, el diseño a transferir se coloca sobre una superficie de polyester o cubierta con polímeros de polyester y se aplica calor utilizando para ello una plancha de sublimación o prensa de calor como también se conoce. Muchos la llaman prensa o plancha para transfer.

Al aplicar alta temperatura sobre la impresión y el producto sublimable, la tinta sublima de manera progresiva, es decir, pasa de sólido a gaseoso y los poros de polyester se abren dejando entrar al gas en su interior. Al retirarlo de la plancha y a medida que la va enfriando el producto, la tinta sublima de manera inversa, es decir, pasa de gaseoso a sólido (sublimación inversa) y los poros de polyester se cierran quedando este sólido atrapado dentro de ellos.

Así se fija o transfiere una imagen a un objeto y se producen durante el proceso ambos tipos de sublimación: progresiva y sublimacion inversa. El resultado de la sublimación debe ser una pieza lisa, sin relieves y preparada para sublimar.

Ejemplos de sublimación inversa

En la naturaleza

sublimación inversa en la naturaleza

En una camiseta sublimada

Ejemplo de sublimación inversa en una cerveza (vestido de novia)

Sin duda estos son ejemplos muy claros de la sublimación inversa, si tienes alguna aportación te invitamos a escribirnos y compartir tus nociones de la sublimación con nosotros.

¿Ya sabes que es la sublimación química? descúbrelo en nuestro post sublimación química.

YouTube

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar